Un presidente con vitalidad para gobernar

“El que nada debe, nada teme”

“La vitalidad es una condición que solemos disponer las personas y que implica la presencia de vigor, de energía en todo cuanto se realiza y la eficacia con respecto a las funciones vitales”.

Lo hemos escrito siempre, ante la falta de argumentación sostenida y comprobable los opositores tendrán que acudir hasta por la forma en que respira el presidente de la república, buscando demeritar su personalidad y su liderazgo, no lo entienden porque no lo tienen.

- Publicidad - HP1

Las filtraciones de los hacker “Guacamayas” definitivamente atentaron contra la seguridad nacional y con lo logrado buscan desestabilizar al ejército y sus lealtades, aunque el principal objetivo es atacar al presidente de la república.

Es un delito grave porque atentaron contra la confidencialidad, la integridad y la disponibilidad de los datos y sistemas informáticos en propiedad privada y accedieron en forma  ilícita a sistemas informáticos, realizaron Interceptación ilícita de datos informáticos, violentaron la privacidad de la información.

El Código Penal establece en su Artículo 211 bis 2 lo siguiente:

Al que sin autorización modifique, destruya o provoque pérdida de información contenida en sistemas o equipos de informática del Estado, protegidos por algún mecanismo de seguridad, se le impondrán de uno a cuatro años de prisión y de doscientos a seiscientos días multa.

Al que sin autorización conozca o copie información contenida en sistemas o equipos de informática del Estado, protegidos por algún mecanismo de seguridad, se le impondrán de seis meses a dos años de prisión y de cien a trescientos días multa.

A quien sin autorización conozca, obtenga, copie o utilice información contenida en cualquier sistema, equipo o medio de almacenamiento informáticos de seguridad pública, protegido por algún medio de seguridad, se le impondrá pena de cuatro a diez años de prisión y multa de quinientos a mil días de salario mínimo general vigente en el Distrito Federal. Si el responsable es o hubiera sido servidor público en una institución de seguridad pública, se impondrá además, destitución e inhabilitación de cuatro a diez años para desempeñarse en otro empleo, puesto, cargo o comisión pública.

Las sanciones anteriores se duplicarán cuando la conducta obstruya, entorpezca, obstaculice, limite o imposibilite la procuración o impartición de justicia, o recaiga sobre los registros relacionados con un procedimiento penal resguardados por las autoridades competentes.

Más que buscar y castigar a los responsables denominados “Guacamayas” primero habrá que reconocer que la violación a la seguridad de los servidores del Ejército Mexicano son graves y que pudieran ocasionar turbulencia por el uso de la información que se sustrajo pero, revisando lo que hasta hoy se conoce de este hecho puedo asegurar que se sustrajo información privada y confidencial del desarrollo de la actividad del ejército en forma diaria, en forma de reportes y correos electrónicos… y hasta ahí, no hay más.

Dentro de esa información de “agenda / bitácora diaria” se encuentra la referente al internamiento al Hospital Militar del presidente López Obrador, algo conocido por todos.

Es por ello que es lo único que enaltece el periodista vocero del neoliberalismo corrupto Loret de Mola hablando de las enfermedades del presidente, un hombre de 69 años que como consecuencia de la edad tiene las enfermedades muy comunes en mortales en el invierno de su vida.

Al no tener en sus manos, los periodistas opositores y chayoteras del neoliberalismo, algo sumamente trascendental con que demeritar al presidente  por supuesto que el asunto de las enfermedades presidenciales serían primicia mundial para ellos, intentarían con ello golpear durísimo al presidente.

Ya quisieran muchos, a esa edad, la vitalidad demostrada, y vista, en el trabajo del presidente, incluso algunos jóvenes,  sus detractores ya quisieran ese vigor y entrega que manifiesta el presidente López Obrador.

Es increíble la manifestación vigorizante en una tarea como la requerida en el proyecto de transformación de México, incluso para esos políticos jóvenes que alguna vez gobernaron en México que jamás mostraron una entrega y un vigor como les demuestra el presidente López Obrador.

Han pasado ya 20 años de campañas negras y denigrantes en contra del presidente y hasta hoy se han quedado con las ganas de demostrarle que es corrupto, no han podido de ninguna manera y eso habla de dos cosas: una que no encontrarán nada jamás y otra que son muy indejos para investigar, así de simple.

Por otro lado supuestamente sale un libro donde una ex querida de un colaborador cercano del presidente titulado “El Rey del Cash” donde supuestamente realiza aseveraciones en contra del presidente López Obrador.

Un libro donde Anabel Hernández refuerza con sus comentarios contradictorios en contra del presidente, el requerido para darle “fuerza” moral al libro.

Cuando un grupo poderoso de interés tiene información sensible en contra de alguien y con la fuerza suficiente para hacer daño sencillamente utiliza el poder judicial para encauzar una denuncia en contra de quien tiene información, siendo la forma correcta para lograr castigar a quien cometió un supuesto delito.

Es con pruebas reales y argumentos sustentados en documentos que manifiestan la cometida de un delito, o una acción que amerita una pena de castigo.

Los recursos en efectivo llegan a un punto que son imposibles de manejarse y mucho menos depositarse en cuentas bancarias sin huella y observancia, salvo que sean bicocas en donativos que generen una caja chica, y si no veamos como les demostraron a los PANISTAS los millonarios recursos en CASH por aprobar la reforma energética de Peña Nieto.

Pues bien, los opositores han venido creando historias para que se hagan notas periodísticas y con ello presentar denuncias ante la justicia para buscar demeritar y castigar a un personaje, así lo hicieron en Tamaulipas los PANISTAS, primero crean el rumor, luego lo hacen resultado de una investigación periodística, lo hacen notas mediáticas y ya con todo ello lo presentan como sustento de una denuncia, no hay prueba alguna de promedio más que los supuestos y dichos de una “investigación” donde buscaron amarrar los tiempos y hechos aislados y distantes para buscar hacerlos lógicos y coincidentes, construyen una mentira.

No he leído el libro pero el simple hecho de que proviene de una persona sin moral ni recato al ser “querida” despechada, llena de resentimiento en contra de alguien que fue cercano colaborador, son testimonios sin valor PROBATORIO de delito alguno porque ante el afán de hacer daño, y ganar dinero con ello, pueden declarar hasta que se les apareció la virgen, sin ninguna prueba contundente de sus dichos.

Habrá que leer el libro quizá, pero de entrada la temática es bastante conocida y el interés de por medio más.

Dice el presidente que “El que nada debe, nada teme” y eso es verdad por ello los opositores hasta crearon el cuento, y la mentira construida, de que el gobierno ya compro toda la edición del libro.

El libro de la reportera Elena Chávez «El rey del cash, El saqueo oculto del presidente y su equipo más cercano» es el libro más vendido a pesar de que aún no sale a la venta (¿Cómo?) así lo quieren promocionar y así quieren atraer la atención para la efectividad del marketing, si no está a la venta ¿Cómo es el más vendido?, una y otra mentira, mentira tras mentira.

Son campañas concatenadas, la salud y el libro, las que han iniciado de nueva cuenta los opositores y chayoteras, son campañas costosas que reflejan una armonía en el tema entre todos ellos.

Se refiere el presidente a quien tiene la conciencia tranquila, duerme o descansa con total tranquilidad y la verdad, como dije antes, se ve el vigor y la tranquilidad presidencial, se ve la conciencia tranquila en un estratega político que está cambiando a México, se le nota por su amplio caminar por todo México los siete días de la semana muy a pesar de sus “graves enfermedades” como lo señalan los detractores opositores.

Si con las condiciones de trabajo físico y mental del presidente es estar enfermo, pues vaya benditas enfermedades, si nuestro presidente manifiesta tranquilidad y paz en su andar es porque su conciencia está tranquila.

20 años de denuestos, 20 años de señalamientos mediáticos y 20 años de campañas de desprestigio y hoy es un presidente fuerte y muy querido por su pueblo, hoy gobierna su partido político el 72% del territorio y tiene mayorías en las cámaras y todo eso es lo que perdieron los opositores ante un liderazgo político fuerte y “gravemente enfermo”.

Si tuvieran pruebas contundentes sobre el actuar ilícito de López Obrador los opositores estaríamos viendo enjuiciado al presidente pero no es así, todo es mediático porque no les queda de otra abusando de la paciencia presidencial.

No conozco el libro, pero para como han iniciado su promoción me convenzo más antes de leerlo.

Jamás hubo en la historia un hombre mas investigado que Andrés Manuel López Obrador.

Un Almagro momento para voltear hacia el norte y encontrar a los responsables del atentado a  la seguridad nacional, a los que le pagaron a “Guacamaya”.

sabido
Raúl Sabido

Egresado de la Facultad de Comercio y Administración por la Universidad Autónoma de Tamaulipas. Su desarrollo profesional ha sido en empresas privadas en posiciones directivas donde a logrado acumular 42 años de servicio.

InHouse