El “Efecto AMLO”, sin duda alguna y a la vista de todos después de la elección, está causando ya desfiguros y llantos desgarradores en todos aquellos que de una u otra manera van a resultar afectados por los cambios en la política y administración federal que se están anunciando tanto por el mismo Andrés Manuel López Obrador como por su gabinete, cambios que definitivamente son de urgentisima necesidad para el país para llevar a cabo una convivencia sana, equilibrada, justa y equitativa que nos permita a todos desarrollar nuestras capacidades y aprovechar las oportunidades para emprender lo que consideremos que debemos hacer para lograr el patrimonio y el desarrollo personal.

Hemos visto como los grandes perdedores pero grandes beneficiarios del sistema actual se lanzaron al cuello de AMLO con la mañoseada información del Fideicomiso para damnificados donde quisieron hacer ver una mentira como una verdad y presentaron a Morena como el gran defraudador de los más necesitados, gran escándalo en medios y redes orquestados por los de siempre, López Dóriga, Marín, Loret de Mola, Gómez Leyva, Ricardo Alemán y algunos más y en redes sociales los Ferriz, padre e hijo, y todos los portales anti AMLO.

A estas alturas se les debe estar cayendo su audiencia y la cara de vergüenza porque han sido puestos en evidencia total y absoluta al declarar el Presidente del INE que no existía ninguna prueba de que el Fideicomiso de Morena fuera utilizado para proceso electoral alguno y que el partido no pudo comprobar su dicho.

- Publicidad - HP1

Recordemos que los “periodistas y comunicadores” de siempre no se cansaron de repetir que Morena había sido multada porque había dispuesto de recursos del Fideicomiso para campañas electorales, lo que su presidente Lorenzo Córdova aclaró que no había justificación alguna para asegurar que Morena había cometido delito alguno y por otro lado Morena entregó al INE todo la documentación y soporte de a dónde fueron los recursos y a quienes se les entregaron.

Así mismo el plan de austeridad del próximo gobierno federal por supuesto tuvo reacciones negativas entre quienes son los directamente beneficiarios tanto empleados federales, empresarios, periodistas y medios de comunicación, es claro que les duela porque van a dejar de recibir cantidades millonarias que injustificadas más que como resultado de compra de conciencias o de sueldos y salarios ofensivos que no tienen justificación alguna, fuera de todo contexto.

Claro que iban a rebelarse, se les acaban sus canonjías y privilegios con recursos públicos que nunca tuvieron razón de ser.

Ver como los Pedro Ferriz en redes sociales asumen el papel de “brujos oraculeros” donde anticipan los sucesos futuros si continua AMLO como presidente, es increíble el grado de dolor de este par de corruptos que no alcanzaron ver en su bolita de cristal la paliza en las elecciones que se les iba a propinar, pero si tienen capacidad y conciencia de lo que se les acaba.

Han estado acostumbrados esos “comunicadores” a recibir millonadas de dinero público por decir lo que se les ordena, ya ven que se acabara y por lo tanto salen a intentar destruir algo que aún no existe.

Debemos ubicarlos perfectamente bien porque son y serán lo voceros de los Llantos de los Míseros que durante muchísimo tiempo medraron a costillas de todos los mexicanos… Pero se les acabó.

No les duele haber perdido, les duele lo que perderán, eso es todo y en la intensidad de su llanto es el tamaño de su miseria.

Una vez uno de los descritos líneas arriba dijo en la comida de cumpleaños de Diego Fernández de Cevallos, uno que usaba sombrero torero español dijo ante una audiencia de Miserables que lo festejaba “Son jodidos los que siguen a Andrés Manuel y todos sabemos que los jodidos siempre dan problemas” por supuesto causó muchas risas burlonas entre los que lo escuchaban.

Lo que nunca espero ese “comunicador” chaparro y fumador, sumiso, chayotero y servil, además de Director General de un importante periódico y televisora nacional, es el tamaño de lo que se les venía encima.

No podemos esperar nada bueno de ellos pero lo que sí podremos esperar es el deterioro de sus carreras financieras en su actividad corrupta y profesional, lo que si podemos esperar es el Llanto de Miserables que saben que perderán la mina de oro que siempre tuvieron a su alcance.

Lo que si yo puedo asegurar es que a López Dóriga, Marín, Loret de Mola, Gómez Leyva, Ricardo Alemán y algunos más y en redes sociales los Ferriz, padre e hijo les espera el enfrentarse ahora sí a buscar un lugar en la opinión y preferencia del público en base a su esfuerzo, dinamismo, visión y logística para poder mantenerse en su credibilidad y les aseguro que sus niveles de vida se verán tremendamente disminuidos económicamente ya que los perdedores y miserables que les pagaban ya no tendrán cajones a donde echar mano para pagar los chayotes.

Se viene el surgimiento de nuevos líderes de la comunicación, se comienza a fumigar la casa y las cucarachas chayoteras lo saben por eso les duele y lloran.

Todavía no entran en funciones el nuevo gobierno y ya sacaron sus verdaderas intenciones y sufrimientos, demasiado anticipados porque buscarán servir a quienes buscan frenar o doblar el gobierno de Andrés Manuel López Obrador.

AMLO llega con toda la fuerza jamás pensada por todos aquellos que menospreciaron a los ciudadanos, que nos ofendieron con sus actos y niveles de vida deshonestos, perversos, corruptos.

Para la frontera, la zona libre y ya salieron los corifeos de que no es lo que se necesita, ya salieron a vociferar, gritar y chillar cuando es algo que a las fronteras les traerá bienestar y beneficios para todo producto y empresa nacional.

1º. De Diciembre del 2018 es cuando llegará AMLO al poder y ya desde hoy se están ahogando en sus llantos.

sabido
Raúl Sabido
+ posts

Egresado de la Facultad de Comercio y Administración por la Universidad Autónoma de Tamaulipas. Su desarrollo profesional ha sido en empresas privadas en posiciones directivas donde a logrado acumular 42 años de servicio.