Rusia mira con pragmatismo al Afganistán de los talibanes

Rusia también tiene malos recuerdos de Afganistán. En 1970 invadió el país para respaldar un gobierno comunista. Tras una década que costó miles de vidas rusas y millones en gastos, Rusia salió de Afganistán solo para ver una apresurada caída del régimen comunista. Ahora, observa para ver cómo llenar el vacío que deja Estados Unidos.
Estados Unidos (VOA/) – Tras la toma de Afganistán por los talibanes, Rusia mira hacia el sur con cautela para ver cómo puede beneficiarse de una situación plagada de oportunidades y riesgos.

Aunque oficialmente etiqueta a los talibanes como una organización terrorista, Rusia se ha comprometido con sus líderes durante años, incluso invitándolos a Moscú.

Mientras las naciones occidentales ven con preocupación la salida de Estados Unidos y la OTAN, preocupadas de que las mujeres y las niñas, en particular, sufran represión bajo el grupo islamista, Moscú ha adoptado un tono más suave.

- Publicidad - HP1

«No tiene sentido entrar en pánico», dijo el embajador ruso ante la ONU, Vassily Nebenzia, en una reunión de emergencia del Consejo de Seguridad de las Naciones Unidas, el 16 de agosto, un día después de que los talibanes tomaran Kabul. Aseguró que la embajada de Moscú continuará funcionando con normalidad.

«Seguimos interesados ​​en un arreglo rápido y pacífico y una estabilización posterior en Afganistán y su recuperación después del conflicto», agregó.

Malos recuerdos

Moscú tiene sus propios malos recuerdos de una intervención que salió mal en Afganistán.

En 1979, sus tropas invadieron el país para apuntalar a un gobierno comunista que estaba luchando contra un grupo anterior de rebeldes islamistas conocidos como los muyahidines. Lo que se suponía que iba a ser una operación militar rápida terminó prolongándose durante casi una década, cobrándose vidas y recursos soviéticos. Poco después de la retirada de sus tropas, la Unión Soviética comunista colapsó.

Una de las principales preocupaciones de Rusia en la actualidad es evitar la exportación de extremistas y combatientes islamistas a sus aliados en Asia Central.

«Nos gustaría subrayar que la Federación Rusa interactuará sólo con aquellas fuerzas políticas en Afganistán que no estén vinculadas con terroristas, en primer lugar el Estado Islámico y al-Qaeda y sus grupos afiliados», dijo Nebenzia.

“Desde el punto de vista de Rusia, no tienen otra opción. No pueden quedarse al margen ”, dijo Mark Simakovsky, miembro principal no residente del Atlantic Council, con sede en Washington.

El Kremlin quiere proteger su seguridad y sus intereses económicos en Afganistán y es lo suficientemente pragmático como para comprometerse con los talibanes para lograrlo.

«Están a cargo en Afganistán», apuntó Olga Oliker, directora de programas para Europa y Asia Central del International Crisis Group, sobre los talibanes. «Si quiere comerciar, si quiere garantías de seguridad hacia Asia Central, si quiere derechos mineros, si quiere algo de eso, esta es la persona con la que se trata por el momento».

Moscú también ha realizado una demostración de fuerza en el vecindario de los talibanes, organizando ejercicios militares conjuntos a principios de este mes con Tayikistán y Uzbekistán, mientras los talibanes estaban en movimiento tomando provincias fronterizas con estas naciones de Asia Central.

Rusia también espera utilizar la retirada de Estados Unidos para poner en marcha su propia narrativa propagandística y así poner nerviosos a los aliados de Washington en lugares como Ucrania o entre la oposición respaldada por Estados Unidos en Venezuela.

«En este momento, la prioridad rusa es llenar el vacío con influencia y tratar de sacar provecho de esta relación que han tenido con los talibanes desde hace años», dijo Simakovsky. «Y usar esta victoria de los talibanes para mostrar el debilitamiento del poder global de Estados Unidos y usar eso para socavar aún más los intereses de Estados Unidos en todo el mundo».

En última instancia, Moscú espera llenar el vacío dejado por la partida de Washington para impulsar su propia influencia regional.

ADN Iicon 06
Redacción ADN / Agencias

¿Quieres compartir información o enviar boletines de prensa?
Envíanos un correo.

¿Tienes dudas? ¿Necesitas verificar alguna noticia?
No dudes en enviarnos un correo, con gusto la verificamos por tí.

Síguenos en nuestras redes sociales.