Suspende Google su servicio de traducción en China

El servicio Google Translate ya había sido suspendido su servicio en China en 2021. Investigadores cifran en 53,5 millones las visitas realizadas a esa palataforma en la nación asiática.
Estados Unidos (VOA) – Google puso fin a su servicio Google Translate en China continental, citando el «bajo uso» de uno de sus productos estrella por parte de los usuarios de ese país.

El movimiento sorprendió a los usuarios, quienes dijeron que notaron por primera vez que no podían acceder a la función durante el fin de semana.

“La aplicación móvil Google Translate también se suspendió hace un año, en 2021”, apuntó un portavoz de Google a la Voz de América el lunes en respuesta a una solicitud de más detalles sobre la decisión de la compañía.

El servicio de traducción había estado disponible para los usuarios de China continental desde 2017.

- Publicidad - HP1

Mientras que The Associated Press informó el lunes que «no está claro cuántos usuarios usaban Google Translate en China», el South China Morning Post citó la cifra de 53,5 millones de visitas a la plataforma de una empresa internacional de seguimiento de datos solo en el mes de agosto.

AP señaló que «la función de traducción integrada en el navegador Google Chrome ya no está operativa para los usuarios en China».

Wei Jingsheng, un destacado disidente chino que vive exiliado en Estados Unidos, dijo a la VOA en una entrevista telefónica el lunes que, en su opinión, Google ha estado tratando de llevar a cabo un «acto de equilibrio» para mantener su reputación y credibilidad como gigante mundial de internet operando en todo el mundo mientras encuentra un espacio para operar en el entorno altamente restrictivo de China.

«Es seguro anticipar que la empresa está constantemente bajo la presión del gobierno chino para cumplir con sus demandas», dijo Wei a la VOA.

«No sabemos exactamente qué hay detrás de la decisión de Google de retirar su servicio de traducción de China. Cincuenta y tres coma cinco millones no es un número pequeño», dijo, refiriéndose a la cifra citada por South China Morning Post.

Punto de apoyo difícil

Google dijo que su misión es «organizar la información del mundo y hacerla universalmente accesible y útil». Pero como han informado varios medios, el camino del gigante de internet con sede en California para extender sus alas en China continental durante las últimas dos décadas no ha sido fácil.

La compañía retiró su motor de búsqueda del mercado chino en 2010 después de que no estuviera dispuesta a cumplir con las reglas de censura de China, reseñaba AP el lunes.

Las plataformas chinas deben cumplir «estrictamente» las reglas de censura de las autoridades de Beijín y «censurar palabras clave y temas que las autoridades consideren políticamente sensibles», apunto la agencia.

La agencia de prensa destacó que China luego se movió para bloquear otros servicios de Google como Gmail y Google Maps y señaló que Google no estaba solo en ser bloqueado o restringido. Los usuarios chinos tampoco pueden tener cuentas de Facebook.

Los medios de comunicación, incluido TechCrunch, que fue el primero en informar sobre el cierre de la plataforma de traducción de Google, señalaron que la decisión se produjo dos semanas antes del 20º Congreso Nacional del Partido Comunista Chino, programado para comenzar el 16 de octubre.

«El gobierno chino ha bloqueado previamente los servicios de Google en eventos políticos importantes y aniversarios políticamente delicados como el de la masacre de la Plaza de Tiananmen», dijo la publicación en línea de noticias de alta tecnología.

Google no respondió a la pregunta de la VOA sobre cualquier conexión potencial entre la interrupción del servicio de traducción y el Congreso del Partido Comunista.

Aunque China cuenta con el mercado de Internet más grande del mundo, cuando se trata de temas políticos, se sabe que las autoridades chinas imponen limitaciones estrictas en cuanto a la información a la que los ciudadanos chinos pueden acceder o tienen la libertad de discutir.

Las versiones oficiales de eventos políticos como el próximo Congreso del Partido Comunista se difunden rutinariamente desde los medios nacionales hasta los niveles provinciales, de ciudad, condado, municipio y aldea a través de una amplia red de medios estatales.

Wei explicó que los ciudadanos chinos a menudo recurren a fuentes extranjeras para obtener una imagen más completa de lo que sucede detrás de escena en el Congreso y otras noticias sobre su propio país, debido a la falta de confianza en los medios oficiales.

«La gente a menudo siente que hay una mejor protección de la privacidad cuando usan productos de Google y otras compañías extranjeras», agregó Wei, ya que las empresas nacionales chinas están obligadas de manera uniforme a cumplir con las solicitudes gubernamentales de información del usuario.

Instituciones del Estado tomando nota

Aunque Google Maps y ahora Google Translate no son accesibles para la gran mayoría de los usuarios chinos, las instituciones chinas del gobierno, incluidos los medios, han estado prestando atención a la capacidad de Google.

El 18 de abril, dos meses después de la invasión rusa de Ucrania, People’s Daily Online, uno de los principales medios estatales de China, publicó en Weibo, una plataforma social similar a Twitter e Instagram, un informe de la Televisión Central de China diciendo que Google Maps proporcionó imágenes satelitales de «todos los activos militares y estratégicos de Rusia con la más alta definición».

Esa publicación recibió 123.000 «me gusta» y se volvió a publicar más de 5.200 veces. Un comentarista bajo el nombre de «novio de la nación» escribió: «Miren todos, esto es lo que encontraremos más adelante».

ADN Iicon 06
Redacción ADN / Agencias

¿Quieres compartir información o enviar boletines de prensa?
Envíanos un correo.

¿Tienes dudas? ¿Necesitas verificar alguna noticia?
No dudes en enviarnos un correo, con gusto la verificamos por tí.

Síguenos en nuestras redes sociales.

InHouse