Los amigos verdaderos

Publicidad - LB3 -

“Los amigos son amigos

Para siempre y por siempre

En las buenas y en las malas.

- Publicidad - HP1

Siempre estaré a tu lado

Nunca te abandonare

Porque así los amigos son”

Un amigo es una persona con quien se mantiene una amistad. Una amistad es una relación afectiva entre dos personas, construida sobre la base de la reciprocidad y el trato asiduo. Valores fundamentales en una amistad son la lealtad, el amor, la solidaridad, la incondicionalidad, la sinceridad y el compromiso, siendo estos los valores inquebrantables para cultivar la amistad que detonarán respeto y apoyo, paciencia y prudencia ante las adversidades de la vida.

“Un amigo fiel es poderoso protector, el que lo encuentra halla un tesoro. Un amigo fiel es remedio saludable: los que temen al Señor lo encontrarán. El que teme al Señor es fiel a la amistad, y como fiel es él, así lo será su amigo, ama a tu amigo como a ti mismo”

El ser amigo es un sentimiento convenido con otra persona, donde se busca confianza, consuelo, amor y respeto. Es algo muy especial entre dos personas que son amigos. La amistad se da en distintas etapas de la vida y en diferentes grados de importancia y trascendencia.

Nadie tiene amor más grande que el que da la vida por sus amigos.

En esta vida de paso podemos identificar tres tipos de amistad: por placer, por utilidad y la amistad verdadera la cual es una virtud tenerla.

Un buen amigo es capaz de escuchar y darle importancia a lo que le compartimos y confiamos. Es atento y valora nuestra voz y opinión. Un buen amigo estará siempre a nuestro lado.- Nos brindará consuelo y consejo para remediar y aprender de nuestros errores con prudencia, sabiduría e inteligencia y esa interacción nos brindará a los amigos a crecer como personas., fortaleciendo día a día la amistad.

La amistad no se brinda de palabra, la verdadera amistad se cultiva con esmero y atención, con reciprocidad y calidad de convivencia o comunicación.

“Amigo es el que critica de frente y elogia por la espalda.”

Entre más cosas se tengan en común, más sólida y perdurable será la amistad, por lo tanto conocer las cualidades de un buen amigo te ayudará a tener amistades sanas, divertidas y muy íntimas. Podrás mantener cerca a las personas que te hacen sentir bien, con quien compartes carcajadas y lágrimas, que te ayuden a ser la mejor versión posible de ti mismo, pero, sobre todo, conocer las cualidades de un buen amigo te permitirá convertirte en una persona en la que los demás confían por tu calidad humana y buen corazón.

Un buen amigo es EMPATÍA porque se pone en nuestro lugar y no invalida lo que estamos viviendo, haciendo o sintiendo. Jamás se burla o se deslinda en público de nosotros, al contrario con inteligencia, prudencia y sapiencia te apoyará siempre en público aunque en privado te recrimine., ese es el verdadero amigo.

Un buen amigo es CONFIANZA porque no inicia rumores, no comparte con los demás lo que le hemos confiado y evita hablar mal de nosotros con otros, jamás aprovechará tus debilidades para sobresalir de los demás.

Un buen amigo es APOYO porque está en las buenas y en las malas. Se convierte en un soporte, en el pedestal que te sostiene. Estará ahí para contenernos en una situación de dolor, error o crítica y para celebrar con júbilo de nuestros logros, los disfrutará como propios.

Un buen amigo siempre nos ACEPTARÁ porque nunca intentará cambiarnos, nos aceptará con todo lo que somos y apreciará nuestra capacidad de ser únicos.

Un buen amigo siempre manifestará LEALTAD porque siempre estará de nuestro lado aun cuando cometamos errores y lastimemos sin intención a otro. Nos brindará consuelo y consejo para remediar y aprender de nuestros errores. Un amigo leal es aquel que nos defiende ante los demás, sobre todo cuando no estamos presentes.

Un buen amigo siempre será HONESTO porque siempre nos dirá la verdad, es claro en sus intenciones y no nos oculta cosas que nos puedan lastimar. Sus críticas son constructivas y muy bien intencionadas, son prudentes y sensatas.

Hacer amistad con los demás es parte fundamental de la vida social de cualquier persona, pero no resulta sencillo hacer nuevos y verdaderos amigos, mantenerlos, y lograr ser un buen amigo pero, sobre todo saber cuándo dar por terminada una amistad cuando ésta se ha convierte en tóxica, desleal, deshonesta.

Pero en la vida siempre habrá de todo, pero si sobresaliste y conduces con liderazgo efectivo sobre todo la envidia te generará:

“Amigos de mentira y enemigos de verdad”

Un falso amigo al ser descubierto será un enemigo de verdad, son los que nunca tuvieron ni sostuvieron las virtudes ni los valores en la amistad profesa, son los amigos TÓXICOS que se habrán de sacudir con decisión y firmeza.

“Hamete que pocas veces vio a Sancho Panza sin ver al rucio, ni al rucio sin ver a Sancho: tal era la amistad y buena fe que entre los dos se guardaban….”

Un verdadero amigo es invaluable y los hay, me jacto de tenerlos pocos y nos hemos demostrado el valor de la amistad sin interés de por medio, se les quiere y se les extraña y algunos de ellos con mucha nostalgia que arrebata en ocaciónes lágrimas por los recuerdos.

Vaya pues en estas fiestas navideñas un fortísimo abrazo a sus, y a los verdaderos amigos, demos un homenaje a gratitud por la amistad profesa y que perdura mas allá del tiempo, mientras hay recuerdo hay vida.

Feliz Navidad 2022.

sabido
Raúl Sabido

Egresado de la Facultad de Comercio y Administración por la Universidad Autónoma de Tamaulipas. Su desarrollo profesional ha sido en empresas privadas en posiciones directivas donde a logrado acumular 42 años de servicio.

InHouse