Aunque es un asunto viejo, cada día que pasa se les complica más a los vecinos de Campos Elíseos. Una zona residencial que fue vendida, en su origen, con terrenos de reserva ecológica y que los amigos del compadre del presidente municipal están aprovechado para el pago de las facturas electorales que derivó que Armando Cabada llegara a la presidencia.

Los millones que costó se tienen que pagar a los amigos…

Y los vecinos de Campos Elíseos son los paganos, entre otras linduras más que están sucediendo ahí.

- Publicidad - HP1

Hemos dicho hasta el cansancio de lo poco que realmente le importa la ciudad al Sr. Independiente, que se llegó a la presidencia a hacer negocio con los amigos y a pagar los favores por congratular el ego.

En esa zona residencial viven personas que de una u otra manera tienen que guardar silencio y evitan al máximo participar, aun a sabiendas que ese daño a la zona les pega a todos. Lo hacen porque están más que agarraditos de nobles partes, porque de ese círculo de amigos del compadre presidente Cabada viven sus negocios, dejando a los vecinos libres enfrentarse a las autoridades con decisión.

Otero es un apellido que se repite y encabeza la lista de los amigos del compadre presidente municipal de Ciudad Juárez que poco a poco va transformado la zona que en un principio se dijo ecológica.

Es mucho el daño que ahí están haciendo en beneficio de los bolsillos de los amigos, es mucho lo que están afectando esa zona que incluso han cambiado los “permisos de suelo” para lograr hacer sus negocios, y eso que es la zona donde vive el compadre amigo presidente Cabada.

Acequia, bolsón, fauna, parques y reservas ecológicas, camellones están siendo cambiados por planchas de cemento.

¡Joder, si para eso son los amigos y más si son compadres…!

Han puesto de muy mal humor al Gobernador Javier Corral los empresarios que se oponen al proyecto de los puentes denominados “los puentes de Javier Corral”, esos empresarios que solo piden que se les escuche y se les tome en cuenta para opinar sobre las condiciones de los puentes para dar seguridad y vialidad a sus empresas, o sea, una de las partes involucradas en el contexto de vialidad para todos los vehículos, incluyendo los de carga, según ellos mismos dicen.

No cumplir con las promesas de juntarse es una de las muestras de ello, del encono del Gobernador. El señor Corral debe serenarse porque es su obligación escuchar a todos.

Mientras siga viendo “moros con tranchete político” nuestro Gobernador no saldrá de su soberbia, mientras siga con esas actitudes de no escuchar ni hacer caso a las partes disonantes involucradas no podrá congeniarse con la sociedad completa, no hacerlo hoy y querer hacerlo mañana será muy tarde.

Los enojos del Gobernador no deben detener la buena marcha de los necesarios proyectos porque esos enojos demuestran el tamaño de la víscera de Javier Corral.

Ojala y rectifique su actitud, su soberbia y sus enconos; que lacere la víscera que está públicamente mostrando por su propio bien político y de los proyectos de inversión para Juárez.

¿Es muy difícil para él poner a los técnicos especialistas y los discordantes en una misma mesa y ponerlos a analizar los sí y los no…?

Políticamente es lo más acertado, técnicamente es lo correcto y promoverlo es de sensatez.

Quiero pensar que los miedos del Gobernador es tener que dar la razón a los de CANACAR… No pasa nada y políticamente pondría al Gobernador en un mucho mejor nivel de aceptación que el que tiene actualmente, que por cierto es bajísimo.

Su responsabilidad, su deber y su obligación es escuchar, ojalá lo haga pronto y de buena gana y no demostrando una vez más su cerrazón.

Nada de lo muy bueno que hoy quiere llevar a cabo le servirá si la actitud no es cambiada por la actitud del político inteligente que es.

Hay principios de política que el Mr. Gobernador está pasando por alto porque lo está cegando su escenario personal, no ha entendido a cabalidad el mensaje dado en las urnas cuando se le hizo Gobernador, o se le olvido….

Se le olvido al Gobernador dar la alternativa vial para los tráileres y soportar así su proyecto, se le olvidó al Gobernador que Ciudad Juárez es una frontera maquiladora y el tráfico de exportación es intenso en esta ciudad por lo que la convivencia entre autos y tráileres es cercana, abundante y conflictiva y es por ello que se debe escuchar a los transportistas, según los quejosos reclaman…

Santa Alejandra, ilumina a nuestro gober…

El Presidente de la República, Andrés Manuel López Obrador ya ha dado ultimátum a los empresarios gasolineros para que se abstengan de vender menos litros por litros y esto pone sobre aviso a muchos gasolineros de la ciudad que han venido acostumbrados a robar a los consumidores.

La cadena de gasolineras ARCO, de la familia De la Vega, han logrado, semanas atrás, la anuencia de los vecinos a sus estaciones de servicio clausuradas para que echen abajo el pretexto de que son un peligro para la comunidad.

Don Q. Chillito sigue aun sin entender cómo pudo pasar esto a este grupo empresarial, pero bueno el problema está y hay que apoyarlos a que salgan de él.

Están cometiendo una injusticia jurídica y comercial, porque por los mismos motivos que cerraron las gasolineras ARCO sus demandantes caen en la misma situación; por lo que hace más claro que este asunto de que es una revancha comercial ante la impotencia de poder competir por las buenas y de litros por litros.

Esto queda muy claro, no hay capacidad de competir con las herramientas que dan los estudios y por ende los conocimientos, sus competidores se fueron por la brava y la mala y se siguen despachando menos litros por litros.

Este caso da vergüenza.

ADN Don Q 01
Don Q. Chillito
Escribidor en | [email protected] | Website | + posts

¿Quieres colaborar con esta columna?
Puedes enviar tu denuncia, caso, foto, texto o lo que tengas que decir a [email protected]. Tu información será tratada con estricta confidencialidad.


Las opiniones expresadas por los columnistas en la sección Plumas, así como los comentarios de los lectores, son responsabilidad de quien los expresa y no reflejan, necesariamente, la opinión de esta casa editorial.