«…Es un misterio saber con exactitud cuál es la verdadera condición física de los políticos mexicanos, la mayoría tiende a ocultarla, y sólo cuando ocurre una emergencia es cuando los ciudadanos nos damos cuenta de la gravedad de los hechos, así sea esta del alcalde de Ciudad Juárez, Armando Cabada, quien en días pasados fue repentinamente internado y sometido a un tratamiento que requirió anestesia general, de lo que no se dio mayor explicación, como el mismo Presidente de la República, pasando por gobernadores, diputados, senadores y altos funcionarios públicos…», nos explica en detalle el afamado cirujano de fama internacional, español radicado en México desde hace más de tres décadas, y que sabe lo que dice, pues él mismo ha sido médico de cabecera de muchos de ellos, al igual que la reconocida geriatra rumana, la Dra. Magdalena Ionescu, alumna avanzada de la legendaria Ana Aslan, quien atendía personalmente a los altos líderes soviéticos, quienes frecuentemente requerían de sus cuidados médicos, que podían prolongarse varias semanas, para luego regresar rejuvenecidos a Moscú.

«…A la Doctora Ionescu la trajo a México por cierto el entonces Presidente de la República José López Portillo, y rápidamente se volvió la Doctora de cabecera de muchas celebridades de aquel entonces, como Verónica Castro y Lucía Méndez, además desde luego de la Doctora Rosa Luz Alegría, Secretaria de Turismo, de quien se decía era la novia del Presidente, con un gran poder político, desde su puesto anterior como Subsecretaria de Programación y Presupuesto, donde hacía temblar al resto del Gabinete y a todos los gobernadores sin excepción, disponiendo con la mayor discrecionalidad de las partidas de recursos públicos que les eran fundamentales para el cumplimiento de sus programas…»

«…Y cuando hablamos de salud, también nos referimos a la salud mental de nuestros políticos; todavía es estremecedor recordar lo sucedido al entonces precandidato a la Primera Magistratura de la Nación con Luis Echeverría, Hugo Cervantes del Río, poderoso Secretario de la Presidencia, quien literalmente enloqueció al saber que él no era el elegido, perdiendo la noción de la realidad, se dice que por años se mantuvo en cama, atendido las 24 horas por personal médico, y que seguía creyendo que todavía era Secretario de Estado, exigiendo a sus cada vez menos numerosos visitantes, que solicitaran audiencia y se le pasaran las respectivas tarjetas informativas, para disponer las decisiones apropiadas…»

- Publicidad - HP1

«…Pero no vayamos tan lejos, el ahora prófugo exgobernador de Chihuahua, César Duarte, rápidamente perdió piso a los pocos meses de llegar al cargo, su estabilidad emocional dejaba mucho que desear, y así fue criticado en la prensa nacional, cuando celebro una inédita misa con la más alta jerarquía católica en la entidad, en la que «se consagró» al Sagrado Corazón de Jesús, para así gobernar con mas sabiduría; poco después fue también épica su presencia en la Feria de Aguascalientes, donde para sorpresa de sus anfitriones, entre los que se encontraba el entonces Secretario de Agricultura, Enrique Martínez, se subió a montar un camello primero y luego un elefante, sobra decir el monumental ridículo en que quedó, que por cierto fue motivo de análisis en algunas columnas políticas de la capital, en las que se cuestionaba la cordura mental y emocional del polémico y folclórico gobernador…»

«…Y que decir de la intervención quirúrgica de emergencia que tuvo en el Hospital Central Militar el entonces Presidente Enrique Peña Nieto, a quien se le extirpo la vesícula biliar, sin mayor información de su estado de salud real, cuando apenas iniciaba su tercer año de gobierno; igual o más alarmante fue también el ataque cardiaco en diciembre del 2013, del ahora Presidente Andrés Manuel López Obrador, quien se internó de emergencia en la madrugada, en el Hospital Médica Sur, para sorpresa y conmoción de todo el país…»

«…Otro caso polémico es el del actual gobernador de Puebla, Miguel Barbosa, quien sufre una grave enfermedad de diabetes, que ya le provoco la amputación parcial de uno de sus pies, y de quien se dice que esta físicamente impedido para gobernar…»

«…Es momento que estos hechos tan delicados estén al alcance de la ciudadanía y se legisle la imposibilidad legal de contender por un puesto público que no se está en condiciones de atender, como sucede en muchos países desarrollados, no lo olvidemos…» “…Por lo pronto, nos las tenemos que ver, entre insanias físicas mayores, megalomanías y mesianismos desorbitados…”

¿Nos escucharán los políticos chihuahuenses…?

 

David Gamboa
David Gamboa
+ posts

Lic. en Mercadotecnia por la UVM. Es un profesional del Marketing Digital y apasionado de las letras. Actualmente es Editor y Director General de Juárez a Diario y Consultor en temas mercadotecnia.