¡Se le acabó la fuerza de la mano izquierda!

Si, el título es tomado de una canción del inspirado compositor (qepd) José Alfredo Jiménez, en otro segmento sentencia, «Y te me vas ahorita«. La letra queda «Como anillo al dedo» al agotamiento del falso discurso de austeridad del presidente, quien conmina a los mexicanos a vivir y conformarse con un par de zapatos «¿Para qué más?» Mientras el y sus querubines (hijos) viven una ofensiva opulencia. Cabe aclarar que jamás había batallado tanto para titular un artículo, danzaban en mi mente un sinfín de enunciados adecuados al tema. Ahora, hasta el ex presidente Enrique Peña Nieto luce como un gigante ante un minúsculo lopes. Recordemos que el anterior salió a pedir perdón públicamente cuando le estalló en las manos el caso de la Casa Blanca, lopes reacciona iracundo, amenaza, llora, ataca, viola la ley y cada día se hunde más. La gran diferencia es que Angélica Rivera si trabajó en su vida, no así José Ramón López Beltrán quien jamás lo ha hecho, ganándose el mote del «Golfo de México«. Se le esfumó la magia al tabasqueño, se le extinguió el tiempo de vino y rosas, la rueda de la fortuna está en su nivel más bajo y ahora le toca bailar las calmadas. Basó toda su suerte en el embrujo de su discurso de honestidad y amor por el pueblo y el engaño ha sido expuesto con toda crudeza, aún sus seguidores menos razonables están empezando a darse cuenta quién exactamente es. Nadie se imaginaba que su propio hijo sería el encargado de desenmascararlo, bien dice el refrán campirano, «Pa’los toros del jaral, los rancheros de allá mesmo«.

Es tiempo que el presidente baje de esa nube en que anda.- que se de cuenta de que no es ninguna maravilla, que la virgen no le habla y que no está lleno de gracia como el Ave María, que necesita personas preparadas en el gabinete y no miserables aplaudidores, que necesita empezar a gobernar con acciones que beneficien realmente al pueblo, debe olvidarse de caprichitos y ocurrencias que están acabando con el país. La casa gris de José Ramón debe ser el parteaguas del sexenio, un antes y después, las cosas no volverán a ser igual. Antes todo lo que hacía lopes caía bien, hoy, es todo lo contrario, ya nada le resulta. Mi humilde sugerencia respecto a José Ramón es que ya no intente dar más explicaciones risibles, eso de que es abogado y asesor financiero en importantes consorcios de Estados Unidos es ridículo y grotesco. Ah, tampoco le funcionan a lopes las cortinas de humo, su pleito con España, con Panamá, su llanto desgarrador, su cateterismo programado, su aversión a los fifís, a los padres de niños con cáncer, a las feministas, a los ricos, a los periodistas, a los empresarios, a la oposición, a la clase media aspiracionista, a sus críticos, al pasado, a los ex presidentes… ya cansa, aburre, el destino lo alcanzó.

A quién le importa lo que yo haga.- coincidiendo con una canción de Alaska, exótica cantante mexicana radicada en España, así la poderosa líder sindical, Elba Esther Gordillo quien se encuentra en el ojo del huracán por haber contraído nupcias a sus 77 años con un «Desinteresado» abogado de sólo 36 años. La fortuna siempre le ha sonreído a la mentora, recordemos que su madre, quien era una humilde maestra rural, le heredó una colección pictórica valuada en 350 millones. Lo menciono porque los mal pensados dicen que la fortuna la amasó por su charrismo sindical y que utilizó en su provecho las cuotas de los profesores del gremio más numeroso de América Latina. Me cuesta reconocerlo, pero Elba Esther si en algo ha sido maestra, es en el arte del engaño, desde Salinas de Gortari hasta el actual, siempre ha sabido congraciarse con el poder, es hábil, convenenciera, aduladora, acomodaticia, negociadora… y ahora, a su edad, provoca pasiones carnales. ¡Todo un caso!

- Publicidad - HP1

Y ahora, ¿quién podrá defendernos? Nunca había sido más válida esta expresión chapulinezca que ahora. Cito de manera textual un dato encontrado en Twitter de la cuenta de Bere Aguilar, «Habrá que tomar nota de que Josefina Vázquez Mota, Claudia Ruiz Massieu, Sylvana Beltrones y Gustavo Madero se abstuvieron de votar para discutir el escándalo de José Ramón López en el Senado, con lo que debilitaron la exigencia de ponerle lupa al junior incómodo«. De ser verídico, nos da cuenta del nivel de oposición que existe en México. El PRI y el PAN son la misma porquería, la única opción de un buen gobierno para el 2024 es alguien destacado de la sociedad civil. Priistas y panistas (y demás partidos) compréndanlo sus partidos les y nos han fallado, el país nos necesita, no le fallemos nosotros también. Hablando de senadores, el grupo de Morena difundió un execrable documento donde menciona que el presidente encarna a la nación, que es el pueblo mismo y los opositores somos traidores a la patria. Están rotundamente mal esos lacayos serviles, lopes podrá ser Dios para ellos, para nosotros es un ser pequeño con responsabilidades que no logra siquiera comprender por su ausencia de capacidad. Para terminar, hay una declaración de René Bejarano (el mismísimo pillo de las ligas) apoyando también al mesias tropical. Esas son palabras mayores, se está echando mano del sagrado resguardo de: pureza, moralidad, rectitud e integridad de Morena.

«Si no puedes ser fuerte, pero tampoco sabes ser débil, serás derrotado»
Sun Tzu

«La semilla del fanatismo siempre brota al adoptar una actitud de superioridad moral que impide llegar a un acuerdo»

Amos Oz

«Por desgracia, el deber no coincide siempre con el interés»

André Maurois

Jose Cruz Pérez Rucobo
José Cruz Pérez Rucobo
Periodista y Crítico Político

Lic. en Economía por la UACJ. Me dedico al comercio como medio de subsistencia y al periodismo y crítica política como ejercicio lúdico. Soy un hombre de izquierda por naturaleza, cualquier cosa que ello signifique.


Las opiniones expresadas por los columnistas en la sección Plumas, así como los comentarios de los lectores, son responsabilidad de quien los expresa y no reflejan, necesariamente, la opinión de esta casa editorial.