Movil - LB1 -
    Publicidad - LB1 -
    febrero 26, 2024 | 11:39

    La virtud del silencio

    Publicado el

    Publicidad - LB2 -

    Ayer miles de mujeres llevaron a cabo la manifestación de brazos caídos más importante en la historia reciente de nuestro país.

    Al momento de escribir esta columna no hay aún estimaciones del impacto de esta convocatoria, pero a la luz de las manifestaciones del pasado fin de semana con motivo del Día Internacional de la Mujer, que aglutinó las marchas feministas más grandes que hayan ocurrido en México y en todo occidente, es de esperarse que hoy la “desaparición” social y económica de esas mujeres sea un hito en el desarrollo político del país.

    - Publicidad - HP1

    Muchos hombres sucumben a la tentación de valorar u opinar sobre la lucha feminista, muchos medios distraen la atención de los temas relevantes y en su lugar hablar de pintas y cristales rotos.

    Frente a la exigencia de que se combatan los feminicidios, la violencia hacia la mujer, frente al dolor y la muerte, la reacción de muchos es debatir sobre los “medios legítimos” de manifestarse y los posibles atenuantes de los asesinatos de mujeres.

    La única respuesta correcta que los hombres podemos tener frente a estas manifestaciones es el silencio. Callar y escuchar.

    Para entender las ideas y el sentir de otras personas, ese es siempre el primer paso, opinar menos y comprender mejor.

    Un mínimo de solidaridad puede permitirnos entender hechos concretos: En los últimos 5 años los feminicidios han aumentado 137 porciento, en 2019 se dio el número más alto de delitos sexuales contra las mujeres desde que se lleva registro, se reportaron mil 277 mujeres desaparecidas y más de mil asesinadas, aunque se estima que el número real ronda los 3 mil casos, la mayoría no reflejados por las deficiencias estadísticas de los gobiernos.

    México tiene además el primer lugar en feminicidios en América Latina, y el 98 porciento de los casos de agresión sexual quedan impunes, 7 de cada 10 mujeres mexicanas han sido víctimas de violencia y en promedio 9 son asesinadas cada día. En este contexto el Estado de Chihuahua ocupa el tercer lugar en la ignominiosa lista de tasa de feminicidios.

    A diferencia de los asesinatos de hombres, que mayoritariamente son cometidos por otros hombres en venganzas personales y riñas bajo el influjo del alcohol, las mujeres son asesinadas con un componente de genero de por medio, de hecho la mayoría son privadas de la vida por su pareja, pero la violencia contra ellas se ha modificado de manera notable, mientras en 2007 la mayoría era ultimadas en sus domicilios, hoy esto ocurre en la vía pública.

    Si antes el peligro acosaba a las mujeres en su propia casa, hoy lo hace también en la calle, y el aumento exponencial de esta violencia sistemática, es lo que las lleva a realizar demostraciones públicas sin precedente.

    Estamos ante un movimiento social y político auténtico, sin liderazgos personales, una verdadera colectividad viva que sale a exigir la justo.

    La respuesta de la mayoría de los actores políticos ha dejado mucho que desear, desde el Gobierno Federal que califica a las manifestantes de instrumentos de los conservadores, y por otro lado líderes políticos que buscan lucrar montándose en la lucha feminista que siempre han combatido.

    Si el Presidente de la República dejara un momento de lado sus obsesiones y los comentarios soberbios, y reconociera que las demandas de justicia y equidad de las mexicanas son legítimas, no estaría perdiendo el apoyo de amplios sectores de la sociedad.

    Si los mercaderes de la política que aprovechan la oportunidad para sacar una ventaja de la crisis que vivimos hicieran su trabajo, tendríamos un país con el marco legal, la fortaleza institucional, y los indicadores de procuración de justicia necesarios para que nuestras madres, hijas, hermanas, amigas y compañeras no sean acosadas, violentadas, o asesinadas impunemente. Hoy no tenemos esa tranquilidad, y la tragedia está a la vuelta de la esquina.

    Hay tareas del Estado que no pueden ser materia de politización, hay asuntos que deben unirnos más allá de diferencias de pensamiento, y ahí se encuentra un México donde ellas puedan ser verdaderamente libres.

    Hector Melendez 1

    Las opiniones expresadas por los columnistas en la sección Plumas, así como los comentarios de los lectores, son responsabilidad de quien los expresa y no reflejan, necesariamente, la opinión de esta casa editorial.

    Publicidad - LB3 -

    HOY EN ADN TV

    - Publicidad - (MR1)

    Historias Recientes

    Por fuertes ráfagas de viento, Seguridad Vial pide transitar con precaución

    Ante el pronóstico de fuertes ráfagas de viento que podrían alcanzar hasta los 50...

    Presentan el Sistema de Gestión Digital para la SSPM

    El Presidente Municipal, Cruz Pérez Cuellar, en coordinación con la Secretaría de Seguridad Pública...
    - Publicidad - (MR2)

    LAS PLUMAS DE ADN

    - Publicidad - (MR3)

    Más como esto