El dasafío para conjugar los esfuerzos del Gobierno de México tiene nombre ralámuli (rarámuri): Ejido Creel, hogar de las y los pies ligeros y veloces, que con otras étnias de la Sierra Tarahumara como tepehuanes, pimas, y guarijó, han resistido la invasión de hombre blanco y mestizo por generaciones.

Las tramas de la resistencia frente a despojo territorial sólo tiene comparativo con la fortaleza no sólo física sino espiritual y moral con la que enfrentan los retos por los que han sido llamados los mejores ultrafondistas del planeta.
El Gobierno de López Obrador abrió la puerta a la anhelada justicia para más de 200 familias en el ejido de Creel, del municipio de Bocoyna, con quienes se mantenía una histórica deuda que estuvo posada en el olvido gubernamental de los últimos sexenios.

El “Plan Integral de Atención al Ejido Creel 2021-2023” se implementó en diciembre de 2021 en respuesta al clamor que hiciera un grupo de ejidatarios en La Mañanera del presidente López Obrador.

- Publicidad - HP1

El Plan se sustenta en cinco ejes delineados: 1) Bienestar, con acciones y programas para el bienestar de las personas, vivienda, fortalecimiento de la economía familiar y del ejido, así como el mejoramiento urbano. 2) Programa para el Desarrollo Integral, con la creación de un plan de vida comunitario 3) Proyectos Productivos, como el aeropuerto, ecoturismo, agroforestal y gasoducto. 4) Ordenamiento Territorial y Organización de Ejido, con la actualización del padrón la creación de planos del ejido y la regularización de asentamientos. 5) Infraestructura Regional, con acciones y programas para la salud, agua, electricidad, caminos e Internet.

El grupo interinstitucional del Gobierno de México, llevó a cabo asambleas informativas en 18 localidades de Creel, Bocoyna, en el marco de la contribución al Plan por parte de la Delegación de Programas para el Desarrollo en el Estado de Chihuahua de la Secretaría de Bienestar, Secretaría de Desarrollo Agrario, Territorial y Urbano (Sedatu), la Comisión Nacional de Vivienda (Conavi), Instituto Nacional de los Pueblos Indígenas (INPI), el Fideicomiso Fondo Nacional de Fomento Ejidal (Fifonafe), Atención Ciudadana de Presidencia de la República y Subsecretaría de Ordenamiento Territorial y Agrario.

Se tratan de la Colonia Gasisuchi, Colonia La Terminal, Barrio El Panteón, Barrio La Quinta, Barrio Campo de Beis, Barrio Chapultepec, Barrio Los Pinos, Barrio La Elevación, Barrio La Mesa del Bajío, Barrio Rochivo, Barrio Gran Visión, Barrio La Pila, Barrio Cristo Rey, Colonia Centro, localidad El Ranchito, Rancho El 106, localidad Rochivo y Cueva de los Leones.
Como parte de las asambleas, se realizó un recorrido de identificación de problemas y necesidades y el conocimiento de campo de proyectos potenciales.

De acuerdo con el censo que realizó la Delegación estatal de Bienestar, en la localidad de Creel se identificaron 1 mil 096 registros, de los que 193 corresponden a familias ejidatarias, y solamente 10 familias habitan fuera del núcleo ejidal.
A partir de ello, la Sedatu elaboró un mapa para identificar los asentamientos, fundo legal y ejidos. En cumplimiento a los acuerdos de diciembre se identificaron los posibles beneficiarios de todos los programas sociales, y la propuesta se hará de manera detallada posterior a la visita técnica que se está llevando a cabo.

Conavi ascendería a 193 familias beneficiadas, de acuerdo con el levantamiento de Bienestar.
Entre otros acuerdos establecidos está replicar en la Sierra Tarahumara el mecanismo para la preservación del medio ambiente como en la selva Lacandona y la elaboración de un plan de vida para los habitantes de la región, a cargo de la Fifonafe.

Respecto al tema del aeropuerto se entabló una reunión con la Secretaría de Comunicaciones y Transportes para analizar la viabilidad de que la administración corre a cargo del Organismo Aeropuertos y Servicios Auxiliares (ASA) y atender a la sugerencia de la Secretaría de Turismo (Sectur) de instalar un espacio de promoción turística, mismo que será administrado por el Ejido.

El Gobierno del Estado informó que los problemas jurídicos están resueltos, que recibieron un recurso de 22 millones de pesos en el PEF 2021, y planean arrancar operaciones del Aeropuerto en el segundo semestre de 2022.

El pasado 2 de marzo, la Comisión Nacional Forestal (Conafor) firmó un convenio de concertación del Programa de Compensación Ambiental del Ejido Creel, y el 14 de marzo del presente se entregaron los apoyos correspondientes.
Se atenderá la solicitud del Ejido para que del Gasoducto El Encino-Topolobampo, se pudiera facilitar el suministro de gas natural y la infraestructura para una gasera.

En otro de los temas importantes destaca la instalación de antenas para conexión telefónica y de Internet.

El secretario de Desarrollo Agrario, Territorial y Urbano (Sedatu), Román Guillermo Meyer Falcón; la titular de la Unidad de Microrregiones y Encargada del Despacho de la Dirección General de Desarrollo Regional, Rocío Magdalena Aguilar Rodríguez; y como delegado de los Programas de Bienestar, estamos empeñados en hacer del Ejido Creel un ejemplo de justicia social y terminar con el maratón de injusticias impuestas a nuestros pueblos originarios.

Juan Carlos Loera SQR
Juan Carlos Loera de la Rosa

Empresario y político defensor de la cuarta transformación.


Las opiniones expresadas por los columnistas en la sección Plumas, así como los comentarios de los lectores, son responsabilidad de quien los expresa y no reflejan, necesariamente, la opinión de esta casa editorial.