Estalla disputa por racismo cuando William y Kate visitan Boston

Publicidad - LB3 -
La visita se produce menos de tres meses después de la muerte de la reina Isabel, cuya popularidad personal apagó las críticas a la corona durante su reinado de 70 años.
Estados Unidos (VOA) – La oficina del príncipe William dijo que “el racismo no tiene cabida en nuestra sociedad” mientras buscaba evitar que la reacción violenta por el trato de su madrina a una defensora negra de los sobrevivientes de abuso doméstico eclipsara su viaje a Estados Unidos. 

Lady Susan Hussey, de 83 años, renunció el miércoles como miembro honorario de la casa real después de que el director ejecutivo de un refugio para mujeres del este de Londres dijo que Hussey le preguntó repetidamente de dónde «realmente venía» después de que ella le dijo a la mujer mayor que era británica. El intercambio tuvo lugar en una recepción en el Palacio de Buckingham para quienes trabajan para poner fin a la violencia doméstica.

“El racismo no tiene cabida en nuestra sociedad”, dijo su oficina del Palacio de Kensington. “Estos comentarios fueron inaceptables, y es correcto que el individuo se haya hecho a un lado con efecto inmediato”.

El incidente reavivó las acusaciones de “racismo institucional” en el palacio el primer día de la visita del Príncipe y la Princesa de Gales a Boston. Si bien el viaje se enfoca en el Premio Earthshot, la iniciativa de William para apoyar a los empresarios que trabajan en soluciones al cambio climático y otros problemas ambientales, la pareja real también está tratando de demostrar que la monarquía sigue siendo relevante en un mundo multicultural.

- Publicidad - HP1

El episodio es un recordatorio de los comentarios del año pasado de Meghan, la duquesa de Sussex, en una entrevista con la presentadora de televisión estadounidense Oprah Winfrey. Meghan, una estadounidense birracial casada con el hermano de William, alegó que un miembro de la familia real le preguntó sobre el color de la piel de su bebé cuando estaba embarazada de su primer hijo.

El último incidente tuvo lugar el martes en una recepción ofrecida por Camilla, la reina consorte, para mujeres que trabajan en la lucha contra la violencia doméstica.

Ngozi Fulani, directora ejecutiva de Sistah Space, un refugio del este de Londres que brinda apoyo especializado a mujeres de ascendencia africana y caribeña, detalló su intercambio con un miembro de la casa real en una larga publicación de Twitter.

Fulani dijo que cuando le dijo a la mujer que era del este de Londres, ella respondió: «No, ¿de qué parte de África eres tú?».

Desde entonces, el interrogador ha sido identificado como Hussey, quien se desempeñó como dama de honor de la difunta reina Isabel II durante más de 60 años y es una de las madrinas de William. Se disculpó por “comentarios inaceptables y profundamente lamentables”, dijo el Palacio de Buckingham en un comunicado.

Pero el incidente llega en un gran momento para la pareja real: su primer viaje al extranjero en ocho años y el primero desde que se convirtieron en Príncipe y Princesa de Gales tras la muerte de la reina.

El punto culminante de la visita de tres días a Boston llegará el viernes, cuando William sea el anfitrión de la ceremonia de entrega del Premio Earthshot, encabezada por artistas como Billie Eilish.

Pero el viaje también incluirá visitas a un programa contra la pobreza, investigadores de desarrollo infantil y defensas locales contra inundaciones, lo que demuestra el compromiso de la pareja con los problemas importantes que enfrenta el mundo moderno.

La visita se produce menos de tres meses después de la muerte de la reina Isabel, cuya popularidad personal apagó las críticas a la corona durante su reinado de 70 años. El rey Carlos III, padre de Guillermo, ha dejado claro que la suya será una monarquía reducida, con menos pompa y ceremonia que sus predecesoras.

William y Kate llegaron el miércoles al Aeropuerto Internacional Logan de Boston, donde fueron recibidos por el gobernador de Massachusetts Charlie Baker y la vicegobernadora Karyn Polito. Más tarde, la pareja asistió a un partido de baloncesto de los Boston Celtics.

Al aterrizar, William agradeció a los residentes locales «por los muchos tributos que le rindieron a la difunta reina», y señaló que su abuela recordaba su visita del bicentenario de 1976 a Boston «con gran cariño».

[Con información de The Associated Press]

LOGO ADN Negro
Redacción ADN / Agencias

¿Quieres compartir información o enviar boletines de prensa?
Envíanos un correo.

¿Tienes dudas? ¿Necesitas verificar alguna noticia?
No dudes en enviarnos un correo, con gusto la verificamos por tí.

Síguenos en nuestras redes sociales.

InHouse