Descarga barco ruso combustible en el puerto de Matanzas, Cuba

Un buque cisterna que transporta unos 700.000 barriles de fuel oil ruso está entregando su cargamento en una terminal cubana, según muestran datos de seguimiento de buques de la plataforma tecnológica Refinitiv Eikon.

Estados Unidos (VOA) – Con una escasez de combustible que ha obligado a cortes y al racionamiento de energía en la isla, Cuba ha aumentado las importaciones de combustible en los últimos meses con el objetivo de complementar la producción nacional y las importaciones de su aliado político Venezuela, que a su vez está luchando por producir suficiente combustible.

- Publicidad - HP1

Una parte de las compras proviene de Rusia, un país que ha abastecido a Cuba de manera intermitente, mientras el gobierno cubano intenta limitar su creciente factura de importación de energía.

El tanquero Aframax Suvorovsky Prospect, con bandera de Liberia, que cargó en la terminal Ust-Luga de Rusia, llegó a aguas cubanas a fines de la semana pasada, según datos de monitoreo de buques de Refinitiv Eikon.

El tanquero, propiedad de una unidad del conglomerado naviero ruso Sovcomflot, incluido en la lista negra de Estados Unidos, apagó su transpondedor el domingo después de comenzar a descargar en la terminal de Matanzas, donde la estatal Cubametales suele almacenar crudo y combustible, según mostraron los datos.

El Ministerio de Relaciones Exteriores de Cuba no respondió a una solicitud de comentarios.

Un cargamento anterior de combustible procedente del puerto ruso de Vladivostok en el Océano Pacífico, en el tanquero Eco City of Angels, fue recibido en febrero en el mismo puerto cubano, según datos de Eikon.

EEUU y Canadá impusieron desde marzo sanciones al petróleo y combustible rusos por su invasión a Ucrania, mientras que Europa y Gran Bretaña están avanzando hacia un embargo de fin de año sobre las importaciones de crudo ruso.

Pero algunos países de América Latina y el Caribe han seguido permitiendo que los petroleros rusos atraquen en sus puertos o recibiendo importaciones de crudo, combustible y productos petroquímicos rusos. El gobierno de Brasil dijo este mes que el país importará tanto diesel como sea posible de Rusia para abastecer a los conductores y la industria agrícola.

El presidente de Cuba, Miguel Díaz Canel, ha criticado los altos precios mundiales de los combustibles.

Un buque cisterna que transporta unos 700.000 barriles de fuel oil ruso está entregando su cargamento en una terminal cubana, según muestran datos de seguimiento de buques de la plataforma tecnológica Refinitiv Eikon.

Con una escasez de combustible que ha obligado a cortes y al racionamiento de energía en la isla, Cuba ha aumentado las importaciones de combustible en los últimos meses con el objetivo de complementar la producción nacional y las importaciones de su aliado político Venezuela, que a su vez está luchando por producir suficiente combustible.

Una parte de las compras proviene de Rusia, un país que ha abastecido a Cuba de manera intermitente, mientras el gobierno cubano intenta limitar su creciente factura de importación de energía.

El tanquero Aframax Suvorovsky Prospect, con bandera de Liberia, que cargó en la terminal Ust-Luga de Rusia, llegó a aguas cubanas a fines de la semana pasada, según datos de monitoreo de buques de Refinitiv Eikon.

El tanquero, propiedad de una unidad del conglomerado naviero ruso Sovcomflot, incluido en la lista negra de Estados Unidos, apagó su transpondedor el domingo después de comenzar a descargar en la terminal de Matanzas, donde la estatal Cubametales suele almacenar crudo y combustible, según mostraron los datos.

El Ministerio de Relaciones Exteriores de Cuba no respondió a una solicitud de comentarios.

Un cargamento anterior de combustible procedente del puerto ruso de Vladivostok en el Océano Pacífico, en el tanquero Eco City of Angels, fue recibido en febrero en el mismo puerto cubano, según datos de Eikon.

EEUU y Canadá impusieron desde marzo sanciones al petróleo y combustible rusos por su invasión a Ucrania, mientras que Europa y Gran Bretaña están avanzando hacia un embargo de fin de año sobre las importaciones de crudo ruso.

Pero algunos países de América Latina y el Caribe han seguido permitiendo que los petroleros rusos atraquen en sus puertos o recibiendo importaciones de crudo, combustible y productos petroquímicos rusos. El gobierno de Brasil dijo este mes que el país importará tanto diesel como sea posible de Rusia para abastecer a los conductores y la industria agrícola.

El presidente de Cuba, Miguel Díaz Canel, ha criticado los altos precios mundiales de los combustibles.

ADN Iicon 06
Redacción ADN / Agencias

¿Quieres compartir información o enviar boletines de prensa?
Envíanos un correo.

¿Tienes dudas? ¿Necesitas verificar alguna noticia?
No dudes en enviarnos un correo, con gusto la verificamos por tí.

Síguenos en nuestras redes sociales.