Rusia mantiene como prioridad renunciar al dólar

La renuncia al dólar sigue siendo una prioridad para la economía de Rusia, pues esa moneda, junto con el euro, se utiliza cada vez más como una herramienta para el chantaje político y económico, declaró en una videoconferencia el primer ministro ruso, Mijaíl Mishustin, «Nos seguimos centrando en la renuncia al dólar», dijo Mishustin en una reunión en línea con los jefes de gabinetes de la CEI.

Moscú (Sputnik) .- El funcionario destacó que, para hacer frente a las sanciones, es necesario fortalecer la cooperación y utilizar más los mecanismos multilaterales, en particular, el tratado sobre la zona de libre comercio, la cooperación en la esfera del transporte y la logística, así como un mayor uso en los acuerdos en monedas nacionales.

«Eso último resulta de una importancia especial, ya que el dólar y el euro se utilizan cada vez más en calidad de un instrumento para la presión política y el chantaje económico», subrayó el primer ministro ruso.

- Publicidad - HP1

Para Mishistin, resulta evidente que Occidente, con sus sanciones antirrusas, quiere paralizar todas las relaciones comerciales con Moscú.

«Su objetivo consiste en limitar nuestra soberanía nacional, destruir los cimientos del Estado, conservar a toda costa la ilusión del dominio de EEUU y de Occidente colectivo en la esfera política y en la economía global, obtener ventajas no competitivas, evitando el establecimiento de un sistema de relaciones justas y basadas en la igualdad de derechos», recalcó.

Mishustin aseguró que Occidente quiere además «someter a su voluntad a aquellos que no están de acuerdo con semejantes pretensiones de hegemonía», pero la economía global hace que esos vetos repercutan negativamente en sus propios sistemas económicos.

«Desde el punto de vista del derecho internacional, las sanciones son completamente ilegítimas», recalcó el primer ministro ruso.

Mishustin agregó que las restricciones minan las relaciones comerciales, de inversión, y conducen a un deterioro del entorno empresarial, así como «ponen al mundo al borde de una crisis económica a gran escala, que tendrá graves consecuencias para todos los Estados».

«Occidente quiere aislarnos de la economía mundial, pero no lo logrará. Nosotros nos vamos a adaptar a la nueva realidad y garantizaremos un desarrollo permanente de la economía», advirtió el jefe del Gabinete.

Según el primer ministro, Rusia está acostumbrada a vivir bajo sanciones, «y las mismas no le impedirán seguir reforzando una cooperación constructiva con los amigos y colegas».

Numerosos países condenaron la operación militar que Rusia continúa desde el 24 de febrero en Ucrania y activaron más de 7.780 sanciones individuales y sectoriales que buscan elevar el costo del conflicto para Moscú.

Por primera vez las restricciones incluyen la desconexión parcial de Rusia del sistema SWIFT, la congelación de sus reservas internacionales, el embargo sobre la importación de algunos agentes energéticos, así como el cierre del espacio aéreo, puertos y carreteras para transportistas rusos.

Cientos de empresas anunciaron desde finales de febrero la decisión de suspender sus negocios en y con Rusia.

Según la base de datos Castellum.AI, Rusia es ahora el país más castigado por las sanciones, por delante de Irán, Siria, Corea del Norte y Venezuela.

Desde mediados de febrero pasado se activaron 7.782 nuevas medidas restrictivas en relación con Rusia, en adición a las 2.754 que ya estaban en vigor.

ADN Iicon 06
Redacción ADN / Agencias

¿Quieres compartir información o enviar boletines de prensa?
Envíanos un correo.

¿Tienes dudas? ¿Necesitas verificar alguna noticia?
No dudes en enviarnos un correo, con gusto la verificamos por tí.

Síguenos en nuestras redes sociales.

InHouse