Los candidatos que tienen mejor aceptación en Ciudad Juárez son Juan Carlos Loera de la Rosa para gobernador constitucional del estado y Javier González Mocken para presidente municipal. Y no es para menos, con todo lo delicado que es tomar a la política como un instrumento de poder para imponer como lo hizo Mario Delgado con Cruz Pérez Cuellar y Marko Cortés aferrado con Maru Campos. 

Los juarenses sabemos que Maru Campos y Cruz Pérez Cuellar, fueron denunciados oportunamente por el gobernador Javier Corral Jurado, en la Operación “Justicia para Chihuahua”, quienes son imputados por el delito de cohecho al haber obtenido dinero del erario para favorecer al exgobernador César Duarte. Mientras Maru fue vinculada a proceso, el senador con licencia Pérez Cuellar se “ampara” con el fuero que le concede el cargo.

En lo personal no tengo nada contra el senador, pero si deja mucho que desear su postura de darle la vuelta a la denuncia en su contra, pues contrario al mensaje del presidente de México Andrés Manuel López Obrador, debería dar la cara para declarar ante las autoridades respectivas, pues “el que nada debe nada teme”. Por otra parte, si comparamos a un ladrón común, por menos ya estaría en la cárcel y Maru Campos está libre. 

- Publicidad - HP1

El presidente AMLO ha sido muy claro, no se acepta la corrupción y tarde o temprano se sabrá la verdad. La mentira no se puede sostener y menos con la presión del pueblo que es el que manda, como bien lo dice en su campaña Juan Carlos Loera de la Rosa “en Chihuahua el pueblo manda”. La distinción entre ladrones comunes con los políticos es que la justicia nunca llegaba contra los políticos, pero esta vez los chihuahuenses tenemos confianza en que llegará con la administración de justicia actual.

Desde luego que el hecho de ser mujer la candidata a gobernadora, le favorece por solo serlo, pues se ha victimizado el género por la violencia excesiva en contra de la mujer durante décadas en todo México. Pero también es cierto, que en Ciudad Juárez no es atractiva para gobernar y es una desconocida totalmente. Se oye muy falso que lo que hizo en Chihuahua lo hará para Juárez. Además de que la corrupción no tiene sexo. Es pareja y contagia a todas y todos los que se dejan llevar por el dinero fácil y la ambición. 

Por otra parte, el camino andado por Juan Carlos Loera de la Rosa en el estado lo posesiona como el líder natural desde que brindó su apoyo al presidente de México, ahí inició también su campaña poco a poco dándose a conocer por sus actos y perseverancia en la vida política, y además siendo su amigo, vale y vale mucho, aunque no se diga públicamente lo sabemos, lo intuimos y se mejorará considerablemente nuestro estado. Así como Javier González Mocken, pues tuvimos la experiencia de la probadita que nos brindó como presidente municipal, cuyo paso por la administración hizo más que los demás. 

Esta vez los electores sabremos escoger lo que más conviene al estado, así como a los juarenses. A mi humilde parecer es el mejor dúo Juan Carlos y Javier, aunque provienen de partidos diferentes, pero con objetivos similares, ambos honestos y conocidos ampliamente. Esta vez los dirigentes de los partidos MORENA y el PAN fallaron con Maru y Cruz, pero el pueblo no falla y sabrá responder sobre todo el día de la elección. 

Lo anterior lo deduzco porque MORENA ha cometido graves errores con ciertas imposiciones de candidatos como los que usted y yo imaginamos y que no vale la pena repetir. Así como la imposición del PAN con la candidata cuya honestidad está en duda. Realmente el gobernador Javier Corral es el único en Chihuahua cuando fue senador que no votó a favor del alza del IVA y además denunció la “polla” de millones de pesos repartidos entre diputados para levantar la mano en favor de Peña Nieto y sus reformas. Siendo el mismo que hoy enfrenta a su partido político contra la corrupción, por eso yo le creo a Javier Corral. 

Juan Carlos Loera de la Rosa es un juarense distinguido por su trabajo como ingeniero y como empresario. Conozco a su familia desde hace cincuenta años y son inteligentes, emprendedores, honestos, trabajadores, unidos y empáticos con las familias pobres y medianas. Comenzó a construir su camino político desde abajo. Visitando casa por casa. Defendiendo el voto. Acompañando al presidente desde hace doce años. Capacitándose cada día. No es improvisado ni ambicioso, pues tiene lo suficiente para vivir más que bien. 

A Javier González Mocken lo conozco desde hace más cuarenta años. Siempre fiel a la amistad y servidor por naturaleza. Educado por su padre Alfredo en la política desde pequeño apoyando a los consumidores desde antes de que existiera la PROFECO. En la UACJ como Maestro, Secretario General, Director del ICSA, en el gobierno como Subsecretario de Educación Cultura y Deporte y otros cargos como vigilante de la seguridad en los tiempos violentos del sexenio de Felipe Calderón. Muchas más cualidades que comentaré en otra ocasión de ambos candidatos de diferentes partidos, pero los mejores para Juárez. 

 

Molinar Apodaca
Héctor Molinar Apodaca
Abogado | [email protected]

Abogado especialista en Gestión de Conflictos y Mediación.


Las opiniones expresadas por los columnistas en la sección Plumas, así como los comentarios de los lectores, son responsabilidad de quien los expresa y no reflejan, necesariamente, la opinión de esta casa editorial.