Acuerdo México – Estados Unidos

Este lunes pasado estaba programa la entrada en vigor de aranceles del nivel del 5% por parte de los Estados Unidos de Norteamérica (EEUU).

Comentamos anteriormente la posibilidad de que se impusiera el arancel e incluso de la forma en que se podría llegar a matizar al definir algunos tipos de operaciones que si fueran sujetas al arancel y dejar exentos otros.

Negociación

- Publicidad - HP1

Ante la versión oficial de que se cerraba la posibilidad de que todo fuera un “bluff” e incluso que algunos representantes Republicanos comentaran que no veían viable el dar marcha atrás a la decisión en caso de que fuera tomada por el Ejecutivo.

Definitivamente que la negociación ya no era comercial, si es que lo fue en algún momento, era específicamente sobre los temas de interés planteados sobre el tema migratorio.

Finalmente llegó la llamada del Presidente de los EEUU al Secretario de Relaciones Exteriores, Marcelo Ebrard para la definición final de la negociación y así llegar al lunes 3 de junio (el día más relevante del año) sin aranceles.

Compromisos

Se desplegarán seis mil elementos de la Guardia Nacional en el sur del país para establecer control de la entrada de la migración proveniente de Centroamérica, esto representa el 10% de la fuerza total con que iniciará dicho cuerpo de seguridad, el que deberá de duplicarse en su totalidad aproximadamente en tres años.

De la misma manera, respecto de la frontera norte, se recibirán migrantes que estén en proceso en los EEUU de su trámite de asilo, bajo el esquema de “asilo transitorio por razones humanitarias”.

45 días

Se ha venido conociendo poco a poco información al detalle de los Acuerdos tomados, como esta fecha fatal de 45 días para ver resultados o de lo contrario la posibilidad de volver al planteamiento de imponer aranceles.

Lo dijo el Ejecutivo de EEUU, “si por alguna razón desconocida no hay cooperación, podemos volver a nuestra posición anterior, muy rentable, de aranceles, pero no creo que sea necesario”.

El compromiso podría ser de aumentar al triple la cantidad de detenidos en la frontera sur del país, para efectos de lograr reducir a la mitad la cantidad que logra llegar a la frontera norte, y todavía de acuerdo a prensa norteamericana, patrullar y detener en la misma frontera norte dentro del territorio nacional.

La fuerza y debilidad del Libre Comercio

Definitivamente que las perspectivas en caso de entrar en vigor el cobro del 5% de arancel en las importaciones a EEUU de productos exportados desde México, planteaba un escenario muy negativo para nuestro país, sobre todo considerando también el aumento de dicho arancel cada mes.

El Libre Comercio con los EEUU ha permitido un aumento constante del comercio internacional de nuestro país y es evidentemente uno de los principales objetivos del actual Tratado de Libre Comercio de América del Norte (TLCAN) y del todavía en proceso Tratado México Estados Unidos y Canadá (TMEC).

Sin embargo, hemos visto recientemente la debilidad del esquema de Libre Comercio e incluso de lo que se ha visto como certeza jurídica y soporte supranacional para garantizar las condiciones de negocio y de inversión, de repente un tuit pone en riesgo la certeza, vigencia y aplicación del Tratado Comercial más importante para nuestro país.

Ya había pasado con el Acero y Aluminio donde se estableció un arancel para estos productos aun siendo originarios sin que los mecanismos de protección y vigencia del Tratado o de los organismos internacionales pudieran reaccionar de manera inmediata.

Ese es uno de los riesgos de que se pueda tomar la decisión de imponer los aranceles en EEUU, que aun cuando puedan ser violatorios del Tratado, podrían estar vigentes por tiempo suficiente para afectar los flujos del comercio y de la inversión.

Efectos Secundarios

No solamente el esquema arancelario ha estado en riesgo, la apertura comercial también se pone en duda mediante mecanismos de regulaciones no arancelarias, como el caso permisos previos, aplicación de Normas Oficiales Mexicanas (NOM) que están representando un mayor costo para las empresas importadoras que evidentemente tendrá que ser repercutido para el consumidor final, como el caso que hoy comentaba con nuestro editor y Director General, David Gamboa, donde una empresa mexicana empieza a tener problemas por el aumento del costo que le representará el cumplimiento de NOMs por el tipo de productos y mercado que maneja.

Conclusión

La amenaza permanece respecto del uso de aranceles como medida de presión y la debilidad de los Tratados y Organismos Internacionales para definir de manera inmediata las acciones a tomar en estos casos, el factor electoral también juega gran parte de estas decisiones en EEUU además de temas internos en ese país.

Está en proceso la reorganización de la Organización Mundial de Comercio (OMC), que si requiere mayor dinamismo y fuerza para poder mantener las ventajas del libre comercio y procurar que se mantenga el crecimiento del mismo en el mundo.

Si hay un tema real que es la migración y la necesidad no solo por el compromiso de nuestro país, sino también por el interés nacional donde en las ciudades fronterizas ya se está dando de manera evidente esta realidad y que si debe ser controlada para permitir oportunidades reales para todas las partes que permitan un desarrollo equilibrado, justo y humanitario.

Carlos Monroy
Carlos Monroy

Doctor en Materia Fiscal. Consultor en Comercio Exterior y Gerente de Consultoría en Palco Consorcio de Comercio Internacional.


Las opiniones expresadas por los columnistas en la sección Plumas, así como los comentarios de los lectores, son responsabilidad de quien los expresa y no reflejan, necesariamente, la opinión de esta casa editorial.